Juan Carlos Clemente Urbanos, Financiero y Secretario del Consejo de Administración L.W. CRETSCHMAR ESPAÑOLA S.A.

L. W. Cretschmar Española, S.A. fue fundada en 1836 por Leopold Wilhem Cretschmar. Desde entonces ha permanecido en manos de varias generaciones hasta hoy. Cretschmar mantiene un tráfico en importación/ exportación muy significativo con Europa por vía terrestre, y la empresa, por historia, está especializada en Alemania, Francia e Italia siendo estos países la mayor fuente de ingresos procedentes de la explotación; no obstante, algunos tráficos independientes de éstos, están ofreciendo alternativas importantes de negocio.

Así mismo, la creciente demanda de diversificación de productos ha llevado a readaptar, con más premura de la prevista, la política de diversificación del negocio, sobre todo en el área de almacenaje y distribución (LOGÍSTICA), la cual ha alcanzado una gran proyección en las delegaciones de Coslada y Barcelona.

En la actualidad L.W Cretschmar Española ofrece los siguientes servicios a su clientela:

  • Servicios de grupaje vía terrestre.
  • Servicio de Naveta diario con unión de puntos estratégicos.
  • Servicios de grupaje vía marítima y Aéreo.
  • Almacenaje de productos Químicos. (Barcelona).
  • Cargas completas, Cargas grandes.
  • lmacenaje y distribución comarcal y nacional.
  • Despachos aduaneros.
  • Personalización de servicios relacionados con el transporte.

Cretschmar mantiene su filosofía inicial de tener sus puntos productivos de logística y transporte en las zonas estratégicas de la Península Ibérica, Barcelona, Irún, Madrid, Sevilla, Alicante y Valencia

Grupo Atisa.- ¿Qué necesitaba L W. CRETSCHMAR ESPAÑOLA S.A. para ser una empresa competitiva en la época en la que se fundó?

Juan Carlos Clemente.- L. W. Cretschmar Española nace como una necesidad en su época. 1836 no era un año donde las estrategias comerciales, corporativismos o aspectos fundamentales del servicio y la logística existiesen, pero si una necesidad de prestar ayuda y servicio a las necesidades del momento. Hoy en día se les denominan emprendedores o visionarios, en aquel momento, a buen seguro fue… ”necesito ganarme la vida dando servicio a la gente”.

G.A.- ¿Cómo llegó usted a formar parte de la empresa y que labor desempeña en este momento?

J.C.- A veces es una casualidad la que te ofrece una oportunidad. Estar incómodo en el puesto anterior y tener ciertas ambiciones y expectativas distintas hacía que cada día tuviera necesidad de hacer algo nuevo, diferente de lo anterior. En el año 1988 y con 24 años, con ganas y aspiraciones, no era para pensar mucho. Si a eso le añades la suerte en un “anuncio por palabras de la época en un periódico”…, todo fue raro, incluso la entrevista de trabajo, pero aquí estoy.

G.A.- ¿Cuál ha sido su evolución dentro de la empresa y que cambios ha notado en la compañía durante su trayectoria personal?

J.C.- Esta empresa me lo ha dado todo, personal y profesionalmente. Me he formado en ella y me he formado para ella, estoy en deuda, que aunque creo pagada, sigo interiorizándola. El equipo humano con el que he contado durante todos estos años me hizo ser mejor, si a eso le añadimos que todos hemos querido ser mejores, profesionalmente, el éxito ha estado asegurado. ¿El cambio más importante?, todos hemos avanzado tecnológicamente mucho, aunque quizá menos de lo necesario.

Durante bastante tiempo nos hicimos un “auto-seguimiento” como firmas hasta llegar a la conclusión que era la mejor opción. Cretschmar necesitaba a ATISA, como ésta última quería un cliente como nosotros. Ambos teníamos mucho que ofrecernos

G.A.- ¿Qué consejo le daría a un “Juan Carlos Clemente Urbanos” hace 26 años recién entrado en la compañía?

J.C.- A alguien con 24 años no se le “deben” dar muchos consejos, salvo el de intenta aprender cada día, escucha atentamente e intenta no equivocarte en demasía, esta empresa merece la pena vivirla, casi como la vida. Consejo, dicho sea de paso, se le puede seguir dando a alguien con 50 años, aunque ahora con una coletilla, “diviértete trabajando”, forma parte de tu vida.

G.A.- Si no se hubiera dedicado a la labor que desempeña actualmente, ¿A qué profesión le habría gustado dedicarse?

J.C.- No entraba en mis planes de niñez y juventud ser lo que soy, aunque ahora siéndolo entiendo que he forjado mi destino.

Nada tiene que ver lo que hubiese querido ser y lo que soy. Siempre tuve dos espinas clavadas, una pude quitármela y saber que se siente,
otra no. Piloto de Aviones de Combate o Médico. No he intervenido quirúrgicamente a nadie, es fácil adivinar cuál pude probar.

G.A.- ¿Cuáles son los principales soportes sobre los que se apoya la compañía a la hora de gestionar el trabajo diario?

J.C.- Un equipo humano capacitado y formado para dar respuesta a las necesidades que una empresa de estas características necesita. Si a esto sumamos la tecnología adecuada, formas un engranaje que se retroalimenta diariamente.

G.A.- ¿Qué puntos considera que son primordiales de cara a cumplir con los objetivos marcados?

J.C.- Ninguna estrategia sirve si un objetivo no es viable. Como y quien marca los objetivos es la pieza básica del rompecabezas. En determinadas ocasiones, unos objetivos desmedidos o inalcanzables están abocados al fracaso y a la desmotivación de cualquier equipo humano.

En mi modesta opinión, cada empresa debe saber dónde está y cuál es el máximo alcanzable en cada ejercicio, dar pequeños pasos y engranarlos en la maquinaria general ayuda al crecimiento “sostenible”.
G.A.- ¿Qué retos tiene en su empresa dentro del ámbito que desempeña?

J.C.- La información en tiempo real de la situación económico financiera de la compañía, la veracidad y seguridad de los datos así como las garantías jurídicas del buen funcionamiento de la empresa. A esto debemos sumar que, financieramente hablando, seamos viables y tengamos disponibilidad para financiar los pequeños proyectos que surgen.

G.A.- Dentro del marco actual, ¿Qué actividades realiza su empresa para adecuarse a las nuevas tecnologías?

J.C.- Como empresa hemos dado un salto cuantitativo y cualitativo en los últimos años. Podemos asegurar estar, tecnológicamente hablando, en una situación aceptable con respecto a las necesidades del sector. Fuimos, en 1999 la primera compañía de transportes a nivel nacional en implantar R3 de SAP dando al área Financiera – Administrativa una seguridad inimaginable en esos momentos. Además, durante estos últimos 12 años hemos desarrollado, nuestro propio software de gestión TRABIS, un software adaptado a la legislación y características propias de una empresa de la naturaleza de la nuestra. Ambas áreas, la Técnica y la Administrativa están cubiertas, tecnológicamente hablando.

Damos mucha importancia a la formación y a la información diaria, creemos que si somos capaces de conocer que tecnología es la adecuada a nuestros sistemas, seremos capaces de adecuarla para dar una respuesta a las demandas del momento.

G.A.- Según su punto de vista ¿Cuál es el rumbo que deben tomar las empresas de logística para seguir siendo competitivas?

J.C.- La información y la especialización. Como administras tus recursos y optimizas tiempo y espacios será vital para ser competitivo. Conocer hoy, qué necesidades tienen nuestros clientes mañana, nos dará anticipación en la compra de espacios y tiempo, lo que traducido en ratios es un simple cálculo de posibilidades y

probabilidades. Poder ofrecer a tus clientes soluciones a sus necesidades será vital, además tienen que ser soluciones en tiempo real. Querer abarcar áreas en las que no se es competitivo puede ser contraproducente para una compañía.

G.A.- ¿Qué situación le llevo a plantearse la externalización de la nómina de su empresa?

J.C.- La falta de garantías jurídicas plenas y de respuesta ante determinadas situaciones.

Cuando hablamos de las “nóminas” banalizamos un poco este área. Todo lo concerniente al Departamento de Personal y lo que hay detrás, es muy complejo, muy técnico, muy preciso y sin lugar al error. Existe una Legislación muy compleja y en constante cambio, si a esto último, añadimos una serie de condicionantes de cambio casi diario, no estar informado y formado diariamente puede generar muchos problemas y conflictos con la Administración General y la Seguridad Social. Todo lo anteriormente expuesto se resume en que las respuestas deben ser fiables, rápidas, sencillas, claras y discretas, por todo lo anteriormente mencionado, externalizar “nominas” es una opción muy recomendable.

G.A.- ¿Qué fue lo que le convenció de ATISA para decidirse y apostar por dicha organización en una tarea tan crítica para las empresas como es el outsourcing de la administración de personal?

J.C.- La seguridad jurídica que me ofrecía, las posibilidades que se me presentaban, el tipo de empresa y el equipo de profesionales que había detrás. Como me dieron a conocer la empresa, el histórico de firmas que la avalaban y las informaciones que, personalmente pude extraer de fuentes anónimas, invitaban a optar por un cambio cada vez más necesario.

Durante bastante tiempo nos hicimos un “auto-seguimiento” como firmas hasta llegar a la conclusión que era la mejor opción. Cretschmar necesitaba a ATISA, como ésta última quería un cliente como nosotros. Ambos teníamos mucho que ofrecernos.
Como último paso, el compromiso que profesionalmente hizo ATISA en los plazos marcados para el comienzo de la relación comercial y el convencimiento de la puesta en funcionamiento de toda el área de Nóminas y Seguros Sociales (Departamento de Personal) en un tiempo record, fue, sin duda, el mayor acicate para estar convencidos de la apuesta.

G.A.- ¿Qué tal es hoy en día la relación entre CRETSCHMAR y ATISA?

J.C.- De entendimiento absoluto y de total colaboración. Es una parte muy importante como se canaliza y se elabora la información entre ambas partes. En estos momentos está en pleno funcionamiento, habiendo encontrado la metodología y cauces adecuados.

Muchas gracias por realizar esta entrevista, estamos orgullosos de poder realizar este tipo de artículos que enriquecen el conocimiento de todos los empresarios y ayudan a comprender las vías por las cuales las compañías trascurren a lo largo del tiempo.

Training gratuito Optimiza recursos para mejorar tus resultados

Aumenta la competitividad de tu empresa y reduce los gastos fijos a través del employer branding, la gestión del talento y el outsourcing.

Y centrarte en lo más importante, el desarrollo de tu negocio.

Share This